Nina de Juan (Morgan): «Las mujeres no pedimos facilidades, sino que se nos trate igual»

252
Morgan
(Foto Carlos Rosillo)

(Por @rafavega_, editor de @8como80)

El indie español cuenta con pocas voces femeninas. Es más, el indie español necesita más voces femeninas. Sólo basta con mirar por encima el cartel de cualquier festival y nos encontramos, en letra grande, bandas cuyos vocalistas son hombres. Salvo escasas excepciones, tenemos que buscar en tipografía más pequeña grupos o artistas que estén formados por mujeres o tengan a alguna frente al micrófono. Uno de ellos es Morgan, con Nina de Juan al piano, la voz y las composiciones. Hemos querido hablar con ella para que nos haga una radiografía de la situación y que nos cuente en qué posición se encuentran las mujeres dentro de la música independiente española en este momento. Honestidad, sinceridad y claridad son las 3 palabras con las que podríamos definir esta conversación.

– 8como80: Por empezar a dibujar un escenario general, ¿cómo ves la situación de la mujer ahora mismo en la música independiente española?

– Nina de Juan: Todavía hay mucho trabajo por hacer. Pero no sólo en la música, sino en la vida en general. Supongo que empieza por la educación cuando eres pequeño, porque hay muchos problemas en esas diferencias que nos enseñan. Cuando lo que teníamos que haber hecho es currar para justo lo contrario, para igualar. Creo que aún hay camino por hacer, pero se está concienciando. Hay que seguir reivindicando porque, cuanto más ruido hagamos, antes llegará la solución. Es algo que está tan metido dentro de nosotros que es difícil de erradicar. Por eso no hay que dejar de intentarlo.

– 8c8: ¿Tú tienes esa sensación de haber visto cerrarse puertas a nivel profesional o musical por el hecho de ser mujer?

Morgan
(Foto Carlos Rosillo)

– NdJ: A mí en concreto no me ha pasado, porque entré en la música tocando con mis colegas y no pensé que después íbamos a tocar tanto. Y el haberlo hecho, o haber dejado de hacerlo, no ha sido por género, sino por una cuestión de trabajo, que cuenta mucho. Personalmente, no pienso que se me haya cerrado alguna puerta por ser mujer. De hecho, al ir en grupo, es como que nunca he considerado que seamos mujeres u hombres, sino gente haciendo música. Sí que puedo entender o he podido ver y ser consciente de lo que ocurre, y sí que pasa. Hay una delgada línea que se cruza, sin que nos demos cuenta a veces, o dándonos, que es aún peor.

– 8c8: ¿Y con cosas que dan por sentadas los hombres?

– NdJ: No sé si es algo consciente, pero muchas veces se dan por sentadas y no es fácil sacarlo de la cabeza. A mí lo que me han enseñado siempre es que no hay que diferenciar. Incluso, ni animar a una mujer porque ella misma haya sacado un disco por sí misma. No lo entiendo, porque tenemos la misma capacidad que un hombre para ello. Cuanto menos hincapié hagamos en las diferencias entre unos y otros, menos desigualdad habrá. No se está pidiendo que se nos dé facilidades, sino que se nos trate igual que a los hombres. En definitiva, lo que hay que tener es sentido común. No debería ser tan difícil, pero sí lo es. Hay muchos prejuicios sobre ello, que nos hace actuar de manera muy torpe.

– 8c8: ¿Dónde puede estar el error?

– NdJ: Hay muchas mujeres que somos feministas y, en algún momento, también los podemos cometer. Por ejemplo, con micromachismos, porque es lo que hemos aprendido. Por eso es importante seguir incidiendo en ello. Porque es algo que está tan impregnado, que es complicado. Personalmente, me siento afortunada, porque no he sido educada en el machismo. He crecido en una familia en la que, por suerte, no se ha visto eso. Pero sí que hay muchas mujeres que llevan muchos años sufriendo daño y he vivido el machismo fuera. Es muy jodido e innecesario.

– 8c8: ¿Cómo es el día a día en la convivencia con tus compañeros de banda?

– NdJ: Sinceramente, con todo el cariño del mundo, ya sólo formular la pregunta es una tontería. Porque haciéndola se hace la diferencia. Convivir con ellos es hacerlo con personas, es absurdo plantearlo. Nunca he visto diferencias entre nosotros. Somos personas que nos queremos mucho, nos tratamos con respeto y cariño. Y ni ellos tienen nada más por ser hombres ni yo por ser mujer. Somos una banda, por suerte convivimos sin diferencias. Me siento afortunada, porque sí me consta que hay hombres que ejercen ese poder que se creen que tienen.

– 8c8: ¿Notas que se hayan dado avances en los últimos tiempos?

– NdJ: Por ejemplo, lo que comentabas tú antes. Al menos, veo intención de mejorar, de conocer cómo podemos arreglar esto entre todos juntos. Veo un poco más de luz al final del túnel, por decirlo de alguna manera. Hay que agradecer a todas las mujeres fuertes que nos inspiran. Que nos ayudemos las unas a las otras, y que cuantos más hombres haya también, mejor. Todos sumamos.

Deja una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here